Ciscu Tamayo

Nací en 1959, en Artíes, Valle de Arán. Mi padre contrajo la Silicosis, como tantos otros que dejaron sus vidas haciendo el primer túnel de Viella, y después los múltiples túneles que comunican los lagos del Valle para la Sociedad Productora de Fuerzas Motrices (FECSA en la actualidad).  Todavía no funcionaba el turismo y los inviernos eran muy duros, enfermo, con pocos recursos y con una esperanza corta de vida, su buen amigo y cura de Artiés le ayudo a poder dar el salto y  nos fuimos a vivir a Hospitalet  (Barcelona) en busca de un futuro mejor para la familia.  En la actualidad  vivo a caballo entre mis casas de  Martorell y Piera.

Siempre sentí el arte, destaqué en dibujo y en creatividad desde la infancia, pero la falta de recursos materiales dada la precaria situación económica de mi familia, me imposibilitaba la adquisición de materiales, y tuve que dedicarme a trabajar cuando cumplí los 14 años.

Ya en el servicio militar con 20 años, tuve contacto con pintores de otras zonas de España que estaban en el cuartel, e hice mis primeros pinitos pictóricos, que me motivaron, aunque   de una manera poco profesional, a  realizar obras que guardo con especial cariño, realizadas en mi primer piso de casado en Hospitalet.

No fue hasta 1985, cuando las circunstancias de la vida me dieron la motivación y los recursos para ir al estudio del pintor Pelayo Vizuete que entonces tenía en la calle Muntaner/Mallorca de Barcelona. Fue una experiencia alucinante, donde sobre todo recuerdo el conocimiento sobre los tipos de colores que marcaron mi paleta y la forma de contemplar el color de todo lo que nos rodea. Recuerdo el olor del estudio, y la envidia que me daba el tipo de vida que tenía mi buen maestro y su guapa modelo.

Tras algún pinito y viviendo en Esplugues, seguí por comodidad en la escuela de arte de esta ciudad con la pintora Mariona Millà.  Posteriormente esta artista junto al pintor Alfredo Salom fundaron la academia Estudi Obert en Esplugues, donde desarrollé una buena parte de mis habilidades,  trabajando con mucha intensidad y tocando  multitud de temas;  aunque destaco de esta época los trabajos con modelo en vivo, y las obras figurativas. Realicé múltiples exposiciones en esta época, y son muchos los cuadros que forman parte de colecciones particulares. También era el secretario del Círculo Artístico Mans d`Esplugues , y con este colectivo hicimos  multitud de actividades artísticas colectivas.

Por temas de espacio con tanto cuadro, nos cambiamos de domicilio y nos fuimos en 1995 a una casa en  Martorell , donde entré en contacto con la academia de Arte de Municipal. Me asocié  con la agrupación Amics de les Arts que dirigía el Lluis, y realicé alguna exposición por la zona. Quería reflexionar acerca del arte y conseguí otro de mis sueños,  crear materia y trabajar con la química y el fuego. Realicé con Encarna Montroig tres años de cerámica muy intensos, habiendo obtenido un diploma acreditativo gracias a toda la labor desarrollada y el aprovechamiento de estos tres años.

Tras finalizar cerámica, me pase de nuevo a la pintura y estuve un tiempo en la sección municipal de pintura con Lluís (1º premio pintura concurso 500 aniversario Hospital Santa Creu i Sant Pau) y resto de profesores. Tengo que destacar el buen rollo del Lluís y su mujer Carme, así como la participación en los concursos de  pintura rápida que me mantuvieron vivo artísticamente durante esta etapa de Martorell.

Mis últimos años, con una gran intensidad profesional al margen del arte,  los he dedicado a realizar obras puntuales, y por encargo, especialmente retratos, y algún paisaje.

Tras estos 30 años artísticos, vividos con épocas de más o menos intensidad, estoy en  mi mejor momento, por conocimientos, habilidades y actitud.

He reflexionado mucho, pero sólo se avanza menos, por esto me asocié con el equipo de Nauart, donde formamos un  colectivo de más de 30 artistas y además dispongo de un espacio propio como residente. Compartimos experiencias, trabajamos, pensamos y evolucionamos  juntos.

Fruto de esta evolución, en la actualidad he creado un nuevo estilo pictórico que he bautizado cómo Pop Stram, donde me lo paso muy bien creando figuras estrambóticas que surgen de mi imaginación, dando forma  a una “película” sobre lugares y hechos ocurridos que me han llegado al alma. Estas ideas se realizan con la base del color del arte Pop que además  incluye algún artículo popular y mundialmente conocido.

Espero seguir creciendo artísticamente y si me puedes aportar algo, estamos en contacto.

Muchas gracias.

firma-ciscu-tamayo


Biografía Ciscu Tamayo. Foto de él rodeado de sus obras.